Las autoridades de la institución decidieron suspender las clases mientras se avanza en la determinación del problema. 


El hecho ocurrió en la Escuela n°88 “Bartolomé Mitre” de la ciudad de Paraná, donde el martes al mediodía los alumnos almorzaron en el comedor escolar y tiempo después resultaron intoxicados. Ante la preocupación de las autoridades por lo sucedido, decidieron suspender las clases hasta dar con el problema que ocasionó el malestar en los jóvenes. 

“Este martes, después del almuerzo, unos diez chicos se sintieron con malestares, por lo que se dio aviso a Departamental de Escuelas y se decidió suspender las clases para no arriesgar la salud de los niños”, confirmó a Elonce, la vicedirectora del establecimiento educativo, Ana María Loizaga.

A su vez, la funcionaria agregó: “Los vimos mal y no sabíamos de dónde provenía ese malestar“, rememoró. Y en ese sentido, aclaró que, “sólo comió el primer turno de chicos, y por eso también se decidió la suspensión de las clases, porque no los podíamos tener sin comer todo el día”.

En tanto a esta medida, en la institución el miércoles las clases no se dictaron, por lo que debido a los feriados por Semana Santa, las clases recién retomarían el lunes 22 de abril. 

Loizaga comentó también que solicitaron que se haga la limpieza del tanque “y esperamos que se realice durante fin de semana, para que el lunes esté solucionado ese problema”.

Por último, agregó que “no hubo chicos con problemas posteriores ni que hayan tenido que ser internados”. 





Comentarios