Por esta causa fue detenido su padre. Pertenecen a la comunidad gitana y el Fiscal ordenó investigar el entorno de la menor.


El jueves por la tarde, una menor ingresó al Hospital San Roque de Paraná con lesiones graves y murió a las pocas horas. Los médicos notaron signos de que había sido torturada. La menor pertenece a la comunidad gitana.

Según detalla Elonce, la pequena de dos años fue derivada desde calle Provincias Unidas e ingresó al centro de salud con el tabique nasal fracturado, golpes en todo el cuerpo y la cara desfigurada.

La nena fue torturada ya que recibió golpes con palos y tenía quemaduras con cigarrillos en el cuerpo. Tuvo que ser internada en Terapia Intensiva por su grave estado pero no lograron estabilizarla. 

Además de las lesiones físicas, la menor presentaba un cuadro de desnutrición y deshidratación.

Ante esta situación el fiscal Juan Malvasio ordenó que se detenga a su padre; el cual podría ser imputado por “homicidio agravado por el vínculo y agravantes”. Al mismo tiempo, se ordenó investigar el entorno en el que vivía la pequeña junto a sus tres hermanos. La madre falleció meses atrás.






Comentarios