Marcelo Bermúdez, secretario de Gobierno y Coordinación, dijo que va a permitir tener más frecuencias y menos tiempo de espera.


El caos vehicular que generó la construcción del Metrobús empieza a llegar a su fín, ya que la obra será inaugurada la próxima semana. En tanto, que el pasado jueves comenzaron las pruebas de manejo por los carriles preferenciales para los choferes.

El lanzamiento se hará de manera parcial, ya que primero algunas líneas llegarán hasta la calle Colón y después se irán incorporando de a poco más ramales. El que se refirió a la obra fue Marcelo Bermúdez, secretario de Gobierno y Coordinación,

“En esta primera etapa cuatro ramales van a ir hasta Colón, y vamos a empezar a cumplir con nuestra meta que es mejorar todas las velocidades comerciales. Estamos apostando para que llegue de la mejor manera posible”, comentó. 

“En la ciudad tenemos 80 mil usuarios diarios de los cuales el 70% viene del oeste por lo que este metrobus les va a permitir llegar en mucho menos tiempo, y que el cole pegue la vuelta rápidamente nos va a permitir tener más frecuencias y menos tiempo de espera”, añadió.

Por otra parte, Fabían García, secretario de Movilidad Urbana,habló sobre los ensayos sobre el terreno. “Es importante que todos se vayan familiarizando, en el caso de los conductores particulares para ver los espacios que quedan de circulación entre una vía y la otra, semaforización, cartelería y en el caso de los peatones conocer como va a circular el metrobus”, concluyó en diálogo con LM Neuquén.






Comentarios