El líder de Protectora fue denunciado en el 2004 por una cliente suya "por no haberla defendido bien".


José Luis Ramón fue denunciado por una clienta en el año 2004 por, supuestamente, no haberla defendido bien en un juicio y haberle cobrado más de lo que correspondía. Por este hecho, el Colegio de Abogados resolvió suspenderle la matrícula por 20 días.

Desde ese momento, Ramón está enfrascado en una batalla legal contra el Colegio de Abogados y Procuradores de Mendoza. Esta disputa ya lleva más de una década. 

Ayer, la Suprema Corte de Mendoza aceptó un recurso de apelación extraordinario ante la Corte nacional que interpuso el líder de Protectora (con intenciones de ser precandidato a Gobernador), quien aduce que lo sancionaron sin pruebas y que no tuvo el “debido derecho de defensa” en todo este largo proceso judicial.

“Aclarado el tema, la señora Blanca, con su hijo y el abogado, hicieron el acta de retractación pública, que fue agregada al expediente, en donde se trataba el tema. En el acta y en el expediente está agregada la prueba que acredita eso y en la escribanía donde queda el protocolo”, explicó Ramón en declaraciones a dario Los Andes.






Comentarios