Marcelo Álvarez, de CAEM y director ejecutivo de Andina del Sol, pidió "concientizar sobre la generación de recursos por parte de la industria". 


El vicepresidente de la Cámara Argentina de Empresarios Mineros (CAEM) y director ejecutivo de Andina del Sol (conformada por Barrick Argentina y Shandong Gold), Marcelo Álvarez, destacó este miércoles la “reapertura de los debates en las provincias donde la actividad se había limitado”, en referencia a Mendoza y Chubut, y llamó a “vencer los prejuicios y a concientizar sobre la generación de recursos por parte de la industria minera”.

“La minería es el cuarto complejo exportador nacional y ofrece oportunidades para el crecimiento económico, sobre todo para las economías regionales, a través del empleo directo y de la cadena de valor”, dijo Álvarez al participar en el III Seminario Internacional de Minería Metalífera, que sesiona en un hotel porteño.

El empresario recordó que el país se ubica en el puesto 11° entre los productores mundiales de plata; 14° en oro; y 33° en cobre, y “dada la calidad y cantidad de nuestras reservas existe un amplio horizonte de crecimiento”.

“Contamos con recursos, tecnología y capital humano para reafirmar la industria en una Argentina con minería”, remarcó, por lo que “más allá de la coyuntura y del contexto económico complejo, que no es el ideal para ninguna industria, tenemos el desafío de convertirnos en un motor productivo para el país“.

Álvarez añadió que “trabajamos con las provincias y la Nación, pero necesitamos algo más profundo, como se da en Chile y Perú, ya que las temáticas concernientes a la minería son cada vez más complejas y necesitan un tratamiento a nivel nacional que deriven en una política de Estado clara y definida”, sobre todo, aclaró, en lo que respecta a “un mínimo consenso social, un mínimo entendimiento y mayor confianza de la sociedad”.

Álvarez subrayó por último el “cambio de paradigma en la concepción de la industria, donde el eje se amplía para salvaguardar el valor del ambiente en las comunidades cercanas”, y recordó la vigencia desde hace dos años del Programa Hacia una Minería Sustentable, que incluye no sólo las buenas prácticas sino también el diálogo amplio para sumar todas las voces sociales en un marco de colaboración y respeto.






Comentarios