El Gobierno firmó un convenio con la Justicia para agilizar el proceso de adopción y acompañar a las personas que deseen ser padres por esta vía


El Gobierno de Mendoza y el Poder Judicial avanzaron en un protocolo de actuación para las intervenciones en los casos en los que el niño debe ir a una nueva familia.  

En la provincia, hay 79 chicos que están en condiciones de ser adoptados. “La mayoría de ellos tienen más de 10 años y, muchos de ellos, poseen diferentes tipos de discapacidad: psicosocial, mental, física”, dijo Verónica Gutiérrez, titular del Registro Único de Adopción (RUA).

 “Lo que hemos hecho con este convenio es allanar cualquier dificultad que exista en el trámite de adopción, en cuanto a los recaudos del Poder Ejecutivo como en lo que deben procesar los empleados judiciales y el RUA”, expresaron las autoridades.

Por su parte, Crescitelli aseguró: “Lo que más necesitamos es que la Justicia acelere los plazos y las familias se hagan responsables de los menores adoptados. No hay mejor amor que el de una familia, lejos al que estos pequeños pueden recibir del Estado”. Fuente: El Sol




Comentarios