Los detalles de la millonaria operación que complica a Fariña



Pagó cinco millones de dólares en efectivo por 3.400 hectáreas en Tunuyán. La compra se hizo "en comisión", es decir a nombre de un tercero.

El 16 de diciembre de 2010 Leonardo Fariña cerraba una millonaria operación inmobiliaria. Compraba cinco propiedades ubicadas sobre la ruta 94, camino al Manzano Histórico, en Tunuyán, por las que pagó 5 millones de dólares en efectivo. 

La compra no la hizo con plata propia, sino que lo hizo, según indica la actuación notarial, “en comisión”, es decir en representación de un tercero. 

El comprador se presentó como Jorge Leonardo Fariña, argentino, en aquellas épocas soltero, con domicilio en calle 68 al 1400 de la ciudad de La Plata. Tenía apenas 24 años.

En la fría versión de los contratos de compraventa instrumentados en la actuación notarial 00495649, a la que accedió Diario Los Andes, se cuenta que se realizaron tres actas y tres operaciones por cinco parcelas.  

Una de las actas es por una propiedad de 2.498 hectáreas con 8.319 metros cuadrados (según mensura); la otra actuación es por dos parcelas unidas bajo un mismo título, una de 62 hectáreas con 5.961 metros cuadrados, la otra de 46 hectáreas con 6.149 metros cuadrados; la última por dos parcelas, una de 296 hectáreas con 5.969 metros cuadrados y la última de 493 hectáreas con 9.245 metros cuadrados. En total Fariña compró 3.400 hectáreas. 

No hubo un precio uniforme por esas propiedades. Sin embargo, en promedio se pactó alrededor de 1.500 dólares por hectárea, un valor de mercado razonable para esa época. Entonces, la cuenta ronda los 5 millones de dólares, puestos de contado en ese mismo acto. 

Las cinco propiedades fueron vendidas “en comisión”, esto significa que Fariña había sido comisionado por alguien para comprar las propiedades y, por lo tanto, el dinero con el que se cancelaron las operaciones no era de él, sino que hacía de intermediario de un tercero