Elsa Porta, ex jueza nacional, calificó de inconstitucional la reforma provincial que obliga a los presos a trabajar.


Mendoza sancionó hace pocos días una ley que prevé la obligatoriedad de los presos con condena de trabajar para poder acceder a ciertos beneficios, como la prisión domiciliaria o salidas transitorias.

Elsa Porta, ex jueza de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo de la Nación, y actualmente docente de grado en diversas cátedras universitarias, participó esta semana en las jornadas que organizó el Ministerio Público de la Nación sobre “Trabajo en Contextos de Encierro”.

En su exposición, la letrada se refirió a la “inconstitucionalidad” de la reforma que realizó la provincia en la materia. Y en declaraciones a Sitio Andino, explicó sus fundamentos.

“La ley 24660 de Ejecución penal nacional, es complementaria del Código Penal y les dio un plazo a las provincias a que ajusten su legislación de acuerdo a lo que ella disponía. Las provincias pueden avanzar en materia legislativa sobre lo que ellas consideren, pero tienen que respetar ese marco mínimo establecido por la ley nacional”, explicó la también autora del libro “El trabajo en contexto de encierro”.




Comentarios