Los imputados tenían prisión preventiva desde abril, dos meses después de que la mamá del niño hiciera la denuncia. El hecho ocurrió en Maipú. 


Tres hermanos de Maipú acusados de violar al hijo de uno de ellos recibieron el beneficio de la prisión domiciliaria en los últimos días. Desde abril estaban con preventiva luego de que en febrero la mamá de la presunta víctima realizara la denuncia.  

“El juez entendió que no van a entorpecer la investigación, no existe ningún elemento que haga presumir la responsabilidad de mis defendidos”, dijo el abogado Mauricio Cardello. Según el letrado, cuando la víctima fue abusada, el menor no tuvo contacto ni con su padre ni con sus tíos. 

La denuncia la radicó en febrero la madre del chico. La mujer se presentó en la fiscalía y dijo que su expareja y padre de su hijo había violado al menor. La causa comenzó a ser investigada por el fiscal de delitos sexuales Gustavo Stroppiana, quien imputó al hombre de 31 años por “abuso sexual con acceso carnal“. Tres días después, la mujer volvió a ir a la fiscalía para ampliar su denuncia e involucró a dos hermanos de su ex, de 41 y 28 años. 

Dos meses después de la denuncia, es decir, en abril, la justicia les dictó prisión preventiva. En los últimos días recibieron la domiciliaria. 

El chico sí presenta signos compatibles con abuso sexual, pero según el abogado defensor de los acusados no son producto de una vejación cometida por sus defendidos. 

Según dijo el padre de la víctima, ​cuando la madre denunció que su hijo fue abusado, ella no lo dejaba ver a su hijo. “Esto indica que cuando se habría concretado la supuesta violación, el padre ni los tíos tuvieron contacto con la víctima”, agregó el letrado.





Comentarios