Familiares y amigos de la joven que perdió la vida en mayo, se congregaron en la Legislatura para que la condena al conductor sea "ejemplificadora". El médico imputado, manejaba alcoholizado.


Familiares y amigos de Luciana Montaruli, se hicioern presente una vez más frente a la Legislatura mendocina reclamando justicia. La joven de 27 años perdió la vida el sábado 18 de mayo cuando el taxi en el que viajaba fue impactado por otro vehículo, conducido por el médico José Paulos, quein estaba alcoholizado.

José Paulos registraba más de 2 gramos de alcohol en sangre al momento del accidente. Luciana Montaruli.

El acusado fue imputado por homicidio simple con dolo eventual –enfrenta una pena de 8 a 25 años- luego de una acumulación de pruebas que lo complicaron.

El hecho ocurrió el sábado 18 de mayo en Godoy Cruz. Luciana Montaruli viajaba junto a su amiga Fernanda Egaña, de 24 años, en un taxi hacia sus respectivos domicilios, después de haber salido a bailar.

Justo cuando el vehículo transitaba por Acceso Sur, entre Rodríguez Peña y Alsina, fue embestido por un Volkswagen Gol desde detrás. El impacto fue tal que el conductor del taxi perdió el control de su auto, chocó contra las guardas de contención y quedó volcado.

Como consecuencia del siniestro, Montaruli perdió la vida en el instante. Mientras, tanto Egaña como el taxista, Ricardo Ruiz, de 48 años, quedaron atrapados entre los hierros retorcidos y tuvieron que ser sacados de allí por los bomberos de Mendoza capital.






Comentarios