El corte fue a cambio de una caja de leche y un paquete de galletitas, que luego serán donados a un comedor del barrio Aeroparque.


El peluquero Carlos Domenech, dueño de una barbería ubicada en 23, entre 30 y 32, en Miramar, inició una acción solidaria donde este lunes cambió cortes de pelo por donaciones para niños.

Los cortes de pelo y barba fueron intercambidos por una caja de leche y un paquete de galletitas que luego serán donados a un comedor del barrio Aeroparque.

“Podemos hacer algo, brindando el laburo y con eso ayudar a otros” contó Carlos al sitio El Miramarense. “Sé lo que es no llegar, no tener y conozco la situación que se vive acá como en otros lugares. También soy padre y se lo importante que es que los chicos puedan tomar una leche caliente”, agregó.

Quienes quieran saber más información pueden buscar la cuenta de Instagram @cortetaza92 donde se difunden las actividades de la jornada que tendrá sus réplicas en los próximos meses.




Comentarios