La medida de fuerza se decidió en base a la suspeción de la sesión que estaba prevista para el jueves por parte del Concejo Deliberante. 


A lo largo de la tarde de este miércoles, se informó por parte del sindicato que conduce Antonio Gilardi, que los trabajadores municipales decidieron postergar para el viernes el paro y la retención de tareas, con movilización, que inicialmente se había anunciado para el jueves. 

La decisión se otorgó en base a una reunión de presidentes de bloque, desde el cuerpo legislativo, quienes confirmaron que el cónclave, que hará foco en el abordaje de temas de educación, se pasará para el viernes a las 9,30, por lo que el gremio postergó por 24 horas todas las medidas de fuerza que se resolvieron en la asamblea del martes junto a afiliados.

Por su parte, desde el Sindicato de Trabajadores Municipales informaron que ellos realizarán un paro total de actividades de los docentes, junto a una movilización para concentrar hasta las puertas de la Municipalidad, donde está el Concejo Deliberante.

A su vez, se conoció que a través de un decreto, Arroyo resolvió dictar un asueto para el personal municipal para el próximo jueves 27 de junio, adhiriendo así a la Ley Provincial 14.600 y a la Ley Nacional 26.876 que declaran en esa fecha el “Día del Trabajador del Estado”, que paraliza la actividad escolar en los establecimientos educativos y la atención en las distintas dependencias públicas.





Comentarios