El gobierno de La Rioja anunció ayer a la tarde el incremento salarial a los trabajadores de la Administración Pública Provincial que será del 16% al básico y se percibirá con el sueldo del mes de noviembre, más un bono de 10 mil pesos, que se dividirá en dos partes, 5 mil pesos en diciembre y 5 mil pesos en enero.


Gran satisfacción de los representantes de la CGT y de comercios. Casas resaltó que la provincia hace un gran esfuerzo y puso énfasis en la administración con transparencia en el manejo de los recursos de todos los riojanos.

También se dispuso un aumento de 600 pesos y un bono de 5.000 pesos a pagarse en dos cuotas de 2.500 pesos (diciembre y enero) para los trabajadores con becas, contratos, tutorías y planes laborales. El aumento alcanza a todos los sueldos que liquida la provincia.

El presidente del Centro Comercial e Industrial de La Rioja Carlos Alfredo Bazán elogió la decisión política del gobierno provincial de otorgar el aumento del 16% al salario básico de los trabajadores estatales más el bono de 10 mil pesos. “Con este paliativo también vamos a estar beneficiados los comerciantes porque somos quienes les brindamos un servicio a los trabajadores del Estado”, precisó y consideró que “es un esfuerzo que tenemos que hacer todos para que podamos corregir este rumbo”.

Los sindicatos agrupados en la CGT San Martín, que encabeza Jorge Reynoso, se mostraron conformes con el tercer aumento a empleados públicos de la Provincia que alcanza el 16% al básico y un bono de 10 mil pesos. Los representantes de los trabajadores coincidieron en que el gobernador cumplió con su palabra de hacer el mayor esfuerzo posible.

El secretario general de la CGT San Martín, Jorge Reynoso, expresó su beneplácito por el aumento otorgado y sostuvo que el gobernador Casas cumplió con hacer el mayor esfuerzo, para así activar también la economía riojana. Sobre el bono dijo que “superó ampliamente las expectativas, estábamos hablando de un número mucho menor al otorgado”.

Reynoso dijo que “este anuncio nos viene a cubrir hasta febrero, sin dudas en marzo se iniciarán conversaciones por nuevos aumentos” y explicó que “nos preocupa de sobre manera la inflación que está dentro del presupuesto nacional, sabemos que con un 23% pasará lo mismo que este año, donde se había pronosticado un 15% y rondamos un 40%”.

Agregó que esta misma preocupación la tiene el gobernador, por lo que se seguirá trabajando y dialogando para conseguir siempre lo mejor para los trabajadores riojanos.

 A su turno, el titular de ATP Francisco Euliarte, dijo que para su sector significa un anuncio muy importante, que llega a dar tranquilidad a la economía de cada familia.

Todo lo que signifique recupero salarial para el trabajador, especialmente para nuestros afiliados, nos provoca gran alegría, más aún cuando se colman las expectativas respecto a los aumentos anteriores otorgados y un bono muy significativo”, declaró el gremialista.

Finalmente, expresó que “han sido varias reuniones, el gobernador nos reiteró en diferentes oportunidades que se haría el mayor esfuerzo y ha cumplido con su palabra”.






Comentarios