Los industriales se reunieron ayer con el Ministro Galleguillo para evaluar la situación del sector. Hay expectativas con los anuncios de Alberto Fernández y preocupación por la relación con Brasil.


Ayer autoridades de la Unión de Industrias Riojanas (UNIR) y empresarios del Parque Industrial, se reunieron con el titular de Planeamiento e Industria de la Provincia Rubén Galleguillo para evaluar la situación del sector.

Entre los temas en agenda, estuvieron la situación del mercado interno, la contracción de la demanda, el aumento de las tarifas, el costo impositivo y laboral, la diversificación de la matriz energética y la seguridad e higiene en los procesos.

Raul Garat, vicepresidente de UNIR analizó el contexto nacional ante la llegada de Alberto Fernández al poder y explicó que “tenemos mucha ansiedad y esperanzas con la llegada del nuevo gobierno, no porque haya magia en la economía pero si para que cambien los paradigmas”, aseguró el empresario.

Sobre las firmas que cerraron sus puertas en La Rioja (ARISCO y Celomat), argumentó que “son decisiones que se toman en otros lugares del mundo, entonces cuando las empresas son multinacionales es muy difícil saber qué es lo que piensan hacer porque ni siquiera saben qué hacer los directivos de las empresas y no saben de donde viene la decisión”.




Comentarios