En lo que va del año recibieron 29 llamados intimidatorios en el establecimiento de 51 entre 14 y 15.  


Debido a los reiterados llamados de alarma por posibles bombas en el edificio del Colegio Normal 1 de La Plata, no descartan que el Jardín de Infantes se traslade provisoriamente para que las clases puedan desarrollarse de manera normal, desde las vacaciones de invierno, cuatro días no recibieron amenazas y de estos tres fueron en jornadas de paro. 

Tanto padres, docentes como autoridades del establecimiento están analizando la posibilidad de mudar las aulas al centro cultural Malvinas, lugar al que son evacuados los nenes de manera frecuenta cada vez que se encienden las alarmas en el establecimiento, según informa El Día

En lo que va del 2018, se registraron 29 llamadas intimidatorias en el Normal 1 y los padres aseguran que sólo cuatro días se desarrollaron de manera normal desde que terminaron las vacaciones de invierno, tres de ellos fueron en días de paro. “Las docentes y autoridades están manteniendo reuniones con diferentes padres para tener el consentimiento, o no, de llevar a cabo esa gestión ante las autoridades administrativas y comunales, como una vía alternativa que termine con esta situación”, señaló María José, madre de dos alumnos del Jardín. 

Además, la mayoría de los padres consultados manifestaron estar cansados de esta situación y les preocupa la “falta de respuesta por parte de las autoridades educativas para exigir al poder judicial mayor celeridad e intensidad en la investigación que permita dilucidar esta problemática”. 

Durante la jornada de ayer se realizaron múltiples amenazas de bomba en escuelas de la Región y hasta en la Facultad de Ciencias Económicas de La Plata, pero en el Jardín del Normal 1, se registraron dos llamados que afectó la jornada escolar de 400 alumnos. 

Al mismo tiempo, las autoridades manifestaron que “no hay ninguna gestión oficial iniciada para mudar transitoriamente el jardín de Infantes al centro Malvinas, que si es el centro de evacuación habitual para los chicos del Jardín”.

“Esta situación implica un riesgo para los chicos, que caminan cuatro cuadras de ida y otras tantas de vuelta casi todos los días, y a veces lo hacen sin inspectores municipales, bajo la lluvia o con el frío tremendo que hizo en agosto”, señaló Lorena, madre de una nena del nivel inicial del Normal 1 con respecto a las evacuaciones.






Comentarios