Se recibió la primera promoción de policías interculturales el objetivo es custodiar sus comunidades, mediar en conflictos y cuidar el patrimonio natural y cultural.


Ochenta y cuatro policías interculturales regresaron a sus comunidades, ubicadas en zonas rurales de la provincia, para prestar el servicio luego de superar las prácticas en distintas dependencias de la Policía de Jujuy, informaron hoy fuentes oficiales.

Se trata de la primera promoción de “policías interculturales del país y de Latinoamérica, un sistema innovador implementado por el gobierno jujeño”, señalaron las fuentes.

“Son 84 nuevos policías, 43 femeninos y 41 masculinos que volverán a sus comunidades“, dijo el gobernador Gerardo Morales.

Los agentes pertenecen a las comunidades originarias de las cuatro regiones de la provincia: Yungas, Valles, Quebrada y Puna, en su mayoría de esta última.

“Es un orgullo tenerlos y que puedan cumplir acabadamente la responsabilidad que hoy se les encomienda. Estamos trabajando con proyectos para mejorar siempre la calidad educativa de la Policía de la provincia”, sostuvo el mandatario.

En tanto el jefe de la Policía de Jujuy, Guillermo Corro, afirmó que “se está dando una respuesta a las históricas necesidades de las comunidades aborígenes, buscando una mayor integración del contexto social, dentro del modelo de una Policía de proximidad con características interculturales”.

Custodiar a las propias comunidades originarias a las que pertenecen, mediar en conflictos y cuidar el patrimonio natural y cultural son las premisas que tendrá la policía intercultural”, apuntaron las fuentes.






Comentarios