El animal fue encontrado por una pareja de motociclistas en el acceso a la planta de una empresa de celulosa.


Nuevamente algún conductor desaprensivo causó una muerte que impacta en la biosfera de Misiones. Esta vez el caso ocurrió en la localidad de Puerto Esperanza, en donde murió atropellado un cachorro de ocelote (Leopardus pardalis).

El cadáver del animal fue encontrado en el acceso a la planta de la empresa de pasta celulosa Arauco, sobre la ruta nacional 12, en inmediaciones de la localidad del norte de Misiones.

Según El Territorio, el hecho habría ocurrido cerca de las 11 a unos 500 metros del puesto de control, para la salida y entrada de vehículos al área urbana y a la fábrica papelera.

A esa hora una pareja que ingresaba en una motocicleta, encontró al felino tirado en la calzada. “Al percibir que estaba muerto lo trasladamos a la banquina, y avisamos inmediatamente a la Gendarmería”, precisaron al citado medio.




Comentarios