El Obispo de Gualeguaychú dejó claramente su disconformidad al  Operativo Aprender 2018 orientadas a avanzar en el cumplimiento de la ley Nacional 26.150 de Educación Sexual Integral (ESI).


El jueves 1 de noviembre el sitio de Facebook de la Comunión En Red – Obispado de Gualeguaychú, publicó una “Carta de los Obispos de Entre Ríos en relación a la Evaluación Aprender 2018” la cual fue suscripta por Monseñor Juan Alberto Puiggari (arzobispo de Paraná), el obispo Luis Collazuol de Concordia y su par Héctor Zordán por la Diócesis de Gualeguaychú.

La carta expuso una posición contraria a la instauración de la Educación Sexual Integral (ESI) en las escuelas y reiteró la postura de la iglesia entrerriana respecto de las marchas sociales denominadas “Con mis hijos no te metas”, que también tuvo expresión en la ciudad durante la tarde del domingo 28 de octubre.

El texto del documento eclesiástico plasmó un “total repudio hacia algunas de las preguntas planteadas (en el marco del operativo Aprender 2018) asegurando que constituyen una intromisión indebida, sorpresiva e innecesaria del Estado en la vida de los ciudadanos y especialmente de los niños. Como representantes del Consejo Provincial de Educación Católica de la provincia de Entre Ríos, consideramos inaceptable esta intromisión que contradice abiertamente la gradualidad y el enfoque que plantean los planes de Educación Sexual Integral (ESI) de nuestras escuelas”.

El operativo Aprender, impulsado por el Ministerio de Educación de la Nación, se realizó durante la segunda quincena de octubre y alcanzó a 22.663 estudiantes de 6° grado del nivel Primario. En Entre Ríos abarcó alrededor de 1.055 instituciones privadas, estatales y de gestión pública, según publicó en su momento el Consejo General de Educación (CGE).

La evaluación fue diseñada por la Secretaría de Evaluación Educativa, en acuerdo con el Consejo Federal de Educación y el Cuerpo Colegiado Federal de docentes y especialistas de todo el país.

El cuestionamiento de la Iglesia entrerriana se dirige en referencia a la Evaluación Nacional Aprender 2018, en la que los alumnos de sexto grado fueron evaluados en Lengua y Matemática, y además respondieron un cuestionario sobre su “experiencia como estudiantes”, al cual no hemos tenido acceso previo al momento de su aplicación según el protocolo de procedimiento evaluativo”.

En el párrafo siguiente agregaron que “manifestamos nuestro total repudio hacia algunas de las preguntas planteadas, ya que constituyen una intromisión indebida, sorpresiva e innecesaria del Estado en la vida de los ciudadanos, y especialmente de los niños”.

Y enseguida sentenciaron que “consideramos inaceptable esta intromisión que contradice abiertamente la gradualidad y el enfoque que plantean los planes de Educación Sexual Integral de nuestras escuelas, en el marco de los Idearios institucionales. Rogamos a Dios para que las instituciones de la Nación trabajen por el bien común de los argentinos.






Comentarios