Sucedió en Puerto Rico. El sujeto había hecho compras por más de 90 mil pesos entre mercadería y electrodomésticos.


En la tarde-noche de ayer oficiales de la Comisaría 2da de Puerto Rico, en conjunto con personal de la división Investigaciones y también la policía de Capioví, detuvieron a un hombre de 50 años identificado como Sandro N. acusado de hurto y estafa.

Sucedió que el pasado 4 de octubre, una persona se acercó a radicar una denuncia tras percatarse de que, mientras estaba de compras en un local comercial, le sustrajeron su billetera.

En la cartera había documentos, tarjetas y dinero en efectivo los cuales fueron utilizados por el estafador para realizar compras en distintos locales de la provincia. Según trascendió, gastó al menos 90 mil pesos entre mercaderías y electrodomésticos, los cuales ya fueron incautados.

Luego de realizar una investigación, lograron dar con el paradero del estafador y, por orden del Juzgado de Instrucción n°1 de esa localidad, allanaron su casa y encontraron los elementos. Incautaron una TV de 43 pulgadas, mercadería, comprobantes de compra y la tarjeta de la víctima.

El sujeto fue apresado y puesto a disposición de la Justicia. Además fue secuestrado un automóvil Chevrolet Classic, el cual se presume fue utilizado para transportar los objetos en cuestión y realizar las transacciones.




Comentarios