Increíble pero real, una vez más en Córdoba se dio la particular situación de la confusión de cadáveres. En enero el error había sido de una empresa funeraria y ahora el problema surgió desde el Sanatorio Mayo. Las hijas de un hombre fallecido denunciaron que en el sanatorio confundieron el cuerpo de su padre, lo entregaron a otra familia y estos lo cremaron.

“Falleció en nuestros brazos hoy (por el martes), salimos, contratamos una empresa fúnebre par que sea velado como él quería, y la clínica nos hace esto, se equivoca de cuerpo, y los familiares de esa persona lo cremaron. Yo quiero que se haga justicia, esto no va a quedar así, él quería una sana sepultura y ahora no tenemos ni las cenizas”, declaró Analía Morris a El Doce.

Todo comenzó con el fallecimiento de Abel Morris (89), su papá, a causa de una cirrosis hepática. En ese momento, las hijas se encontraban junto a su padre cuando murió.

El servicio fúnebre contratado por la familia debía recoger el cuerpo a las 19, pero, al llegar, desde el sanatorio le indicaron que ya lo habían entregado a otra empresa. En realidad, el cadáver que debían entregar era el de una persona que había fallecido por coronavirus.

“Nos avisan desde la funeraria eso y vinimos inmediatamente hasta acá, y mi hermano fue a ver los cuerpos que quedaban y confirmamos que el de mi papá se lo habían llevado y lo estaban cremando”, indicó a ese mismo medio Claudia Morris, otra de las hijas del fallecido.

“Nadie nos dio ninguna respuesta, dicen que llamaron al director pero el director no aparece, y ahí están echándose la culpa los del Sanatorio con los del equipo de Covid”, agregó.

Por su parte, Analía enfatizó: “No hay cuerpo para poder velar, y tampoco sabemos si retirar cenizas porque no sabemos realmente si son de él. Ni siquiera tenemos las cenizas, no tenemos explicación de nada, hemos querido hablar con alguien y ya hicimos la denuncia judicial”.

Una hermana de Abel se reunió con el abogado y el director del Sanatorio Mayo, y dijo que se pusieron a disposición de la familia. “A disposición de qué, si ya no hay vuelta atrás, si nos dijeron que mañana un familiar tiene que retirar las cenizas y firmar pero… ¿qué vamos a firmar si ya lo cremaron sin nuestra autorización”, cuestionó.