Se trata de una fábrica ubicada en barrio La Dorotea. Casi una decena de familias se queda en la calle y tomaron el predio.


Un grupo de unos 10 trabajadores de una metalúrgica ubicada en barrio La Dorotea, en Córdoba Capital, se encontró en la mañana de este lunes con la ingrata sorpresa de que la firma donde desarrollaban sus tareas a diario había cerrado y ellos estaban despedidos.

Ante el panorama, y además teniendo en cuenta que la empresa tenía deudas salariales para con ellos, los operarios decidieron tomar las instalaciones, con el aval del gremio que los representa, la Unión Obrera Metalúrgica.

En diálogo con Teleocho Noticias, uno de los trabajadores confirmó que cuando iban a ingresar como todos los días, un escribano les notificó que estaban despedidos.

“Los vecinos nos dicen que hasta anoche (por este domingo por la noche) estuvieron sacando máquinas y aberturas que estaban vendidas hechas por nosotros”, remarcó el obrero.

El hombre confirmo que se les debe dinero de sus haberes y que se estaba negociando por eso en el Ministerio de Trabajo, pero nada se había dicho sobre un posible cierre de la empresa.

Los trabajadores se mantendrán con la ocupación del predio hasta que les llegue una solución.

Ante esta situación y las de varias empresas, la UOM Córdoba se declaró en estado de alerta y moviización.






Comentarios