Llamaban al azar y les hacían creer a la víctimas que habían ganado un premio, y que para obtenerlo debían hacer un depósito. Cinco detenidos en operativos barriales. 


Personal policial del Departamento Delitos Económicos allanó los barrios Ampliación Cabildo, El Quebracho, Ampliación Las Flores y René Favaloro y detuvo a tres mujeres y dos hombres acusados de gestionar y cobrar el dinero de estafas telefónicas realizadas desde la cárcel de Bouwer.

En los operativos secuestraron varios celulares, tarjetas SIM y documentación, apuntaron fuentes policiales.

Además se allanaron 11 celdas de la cárcel de Bouwer, donde los internos realizaban los llamados y estafaban a la gente.

¿En qué consistía? Les hacían creer a las víctimas que habían ganado un premio importante de dinero, y que para recibirlo debían realizar un depósito para cubrir gastos administrativos.

Las víctimas depositaban ansiosas, sin sospechar que era una estafa.

Consejos para evitar las estafas telefónicas. La Policía aconseja cortar de inmediato ante estos llamados. Para reducir las posibilidades de ser víctimas de engaños telefónicos, no completar con datos personales cupones de procedencia desconocida o correos electrónicos.

Tomar precaución cuando se reciba un llamado proveniente de algún establecimiento penitenciario. Si no se tiene en la cárcel a algún conocido, no dudar en rechazarlo y comunicarse con la Policía.

Si un desconocido llama informando del secuestro de un familiar, cortar la llamada, tratar de comunicarse inmediatamente con la persona supuestamente secuestrada y llamar al 101.

No agendar los contactos en los teléfonos celulares con palabras que identifiquen las relaciones familiares como “mami”, “papi” “tía o “casa”, es conveniente colocar directamente los nombres de las personas.

Tampoco aceptar llamadas de desconocidos diciendo que se comunican desde un banco o entidad pública o privada para realizar algún cambio en la cuenta personal. 

Ante una emergencia comunicarse inmediatamente con el 101.




Comentarios