Antes de que suenen las 12 del último día del año, mirá cómo recibir al que viene de la mejor manera.


¿Qué esperás para 2018? ¿Ya armaste tus planes, tus objetivos, los sueños por los que vas a ir corriendo? Aunque faltan algunos días, el fin de 2017 está cerca y ya empezamos a dibujar los primeros trazos de lo que viene.

Para arrancar el año con esperanza y con el deseo de logra que sea mejor que el que se termina, existen algunos pequeños “rituales” que distintas tradiciones nos han legado y que pueden ser lindo repetir.

Antes de que suenen las 12 del último día del año, mirá cómo recibir al que viene de la mejor manera.

» Abrazo y beso. Representa el amor y la compañía de la pareja.

» Agua. Echar un vaso de agua desde la casa hacia la calle simboliza expulsar las lágrimas, las penas y la negatividad.

» Ropa interior amarilla. Para que no falte la felicidad y la riqueza.

» Ropa interior roja. Equivale a atraer el amor y la pasión. Puede ser también una cinta roja atada a la cintura (por debajo de la ropa también vale).

» Estreno. Si te regalaron una bombacha rosa el 25 de diciembre, el momento de estrenarla es en la nocha del 31.

» Cambio de prenda. Si estás en pareja, intercambiar una prenda con tu otra mitad fortalecerá la relación.

» Dinero. Para que tengas prosperidad económica, recibe el año con una moneda en el zapato o un billete en un bolsillo.

» Escoba. Barrer la casa hacia afuera tiene que ver con expulsar de tu casa las malas vibras, las penas y la negatividad.

» Lentejas. Comer una cucharadita de lentejas cuando den las 12 te ayudará con la abundancia, la prosperidad y la economía en todo el año.

» Lista de deseos. Hay quienes afirman que para que todos tus sueños se hagan realidad, tenés que hacer una lista de anhelos y soluciones a tus problemas. Luego, doblás el papel en el que hiciste la lista y lo abrís a las 12 de la noche.

» Luces prendidas. Recibir el año con las luces de la casa encendidas se relaciona con la prosperidad y el éxito durante todo el año.

» Valijas. Simboliza viajar en el año que llega. Aunque creas que tus vecinos pensarán que estás loco, salí de la casa llevando una valija. Si te animás, da una vuelta a la manzana.

» Mesa decorada. Vestí tu mesa. Poné tu mejor mantel, vajilla y copas, así llamarás a la prosperidad. Algo dorado en la mesa es para que no falte el dinero; las velas de color rojo equivalen a que no falte el amor en la familia.

» Monedas doradas. Para que no te falte el dinero, poné en un monedero rojo 13 monedas doradas y llevalo con vos durante la cena.

» Monedas. Otra tradición que tiene que ver con las monedas es guardar 12 monedas (iguales, del mismo valor) y durante la llegada del año nuevo tirarlas hacia arriba.

» Papel quemado. Para borrar todo lo negativo, escribí en un papel y quemalo.

» Vestir de blanco. El blanco es el símbolo de la pureza y la renovación. Atrae nuevas energías, aleja enfermedades y atrae la buena salud.

» Ropa nueva. Si la economía te lo permite, estrená alguna prenda para recibir el año.

» Silla o escalera. Para que el nuevo año sea de continuo ascenso, subite a una silla o escalera.

» Uvas. Simbolizan los deseos y proyectos para los 12 meses del año que inicia. Colocá en una copa 12 uvas y al comer cada una, pedí un deseo.

» Velas. De acuerdo a los colores, atraen distintas energías. Azules, paz; amarillas, abundancia; rojas, pasión; verdes, salud; blancas, claridad y naranjas, inteligencia.

» Vino espumante. Las burbujas que se forman al momento de servirlo son las de la felicidad que vas a tener todo el año.

* El 31 de diciembre de 2017, durante el día. Limpiá tu casa para eliminar las malas energías y atraer las buenas.




Comentarios