"Jugamos un primer tiempo flojísimo. En el segundo lo llevamos por delante a Independiente y era para ganarlo", resumió el Cacique. Y dijo estar "orgulloso".


“Me voy orgulloso con la actitud del equipor, por ir a buscar el triunfo cuando el empate era muy valioso”, resaltó Alexander Medina. Y por eso asumió: “Mi error puede haber sido no cerrar el partido. Me dejé llevar porque el desarrollo estaba para nuestro lado“.

Las sensaciones del uruguayo técnico de Talleres, tras la derrota con Independiente 3-2 que impidió alcanzar la punta de la Superliga.

“El primer tiempo lo nuestro fue flojísimo, estuvimos incómodos en el partido y prácticamente nos hicimos los dos goles nosotros”, aceptó el Cacique.

“Vimos los errores cometidos, los tres cambios nos dieron más fútbol, frecura y ambición al equipo y los empezamos a llevar por delante, con el juego que nos caracteriza”.

Sobre las modificaciones, destacó el ingreso del juvenil Lautaro Guzmán. “Lo felicité más allá de la expulsión, porque en definitiva hizo lo que tenía que hacer. Antes, envió centros gol, intentó y encaró”, lo elogió.

Y volvió a lo que fue un final frenético en Avellaneda “Rescato cómo terminamos el partido, por ir a ganarlo cuando otro equipo se conformaba con el empate al remontar un 2-0. Sabíamos que podíamos suibr a la punta y los jugadores de Independiente hasta nos felicitaron”, destacó el Cacique.




Comentarios