Por Jorge Nahúm. El enganche viene con Atlético Tucumán y resaltó: "Irme de Córdoba me hizo bien". Pero reconoció: "No me fui como hubiera querido". 


San Pablo a Córdoba, con escala en Buenos Aires. Así se acostumbró a volar Favio Álvarez. Hace seis años, debutaba en Talleres en el Argentino A como una promesa, un jugador típico del paladar albiazul. Seis años después, a los 24, forma parte de un Atlético Tucumán que hizo historia en la Libertadores, pese a la derrota y eliminación del pasado miércoles frente al Palmeiras.

Este domingo enfrentará por primera vez a Talleres. “No me fui como hubiera querido. No me cumplieron con la palabra, me expusieron. Y también se dijeron cosas de mí, algunas ciertas y otras no, porque hablar es gratis”, recapituló.

–¿Será como una revancha?

–No siento bronca contra el club. Al contrario, hubo cosas que no me gustaron pero quedan en el pasado. Será raro jugar contra talleres, también para mi familia porque mis hermanos, Sebastián, Julio y Gustavo, van siempre a la cancha. También mis primos, mis sobrinos… Y mi viejo, pero se reparte para ir a verme a Tucumán. Si me toca convertir, no lo festejo.

–Se hablaba de que el entorno te perjudicaba…

–Irme me hizo bien. Debuté muy chico, salía en los diarios y eso le hace temblar las piernas a cualquiera. Pero el entorno siempre me ayudó. Mi familia me acompañó siempre, mi papá Rubén, mi representante Luis Grillo… El confió en mí para que dejara de ser un chico y empezara a ser un hombrecito. Errores se cometen con 18 años o con 40. Los cometí y aprendí. Ahora estoy encaminado.

–Disfruté más el ascenso del Federal. Jugué ese torneo y a Talleres le querían ganar todos. Y sabía que en la B Nacional estaría poco tiempo.

Favio Álvarez

–Te vas a encontrar con varias caras conocidas… –Fui compañero de Gonzalo Klusener. Contento por el gol 50 y porque va a ser papá. También conozco a Bebelo Reinoso y a Pipe Ramis. Les tocó empezar desde abajo, como a mí. Dos crack. Ahora el equipo va por el salto de calidad, entrar a la Copa Sudamericana.

–Te vas afianzando como titular, con Leyes al lado…

–Estoy jugando como interno por derecha en un medio campo con tres volantes, así que debo colaborar con el cinco. Hay que incorporar sacrificio y en eso evolucioné. Nery las corre todas y eso me permite soltarme y ser vertical, que es lo que más me gusta. Atlético se parece a Talleres en su gusto por el buen fútbol, estoy muy cómodo.

–Luis Juez los ayudó en Ecuador y pidió un favor para cuando enfrentaran a Talleres. Pero vienen con suplentes por otro tema…

–Juez me sorprendió. Se la jugó y otro se habría lavado las manos. Atlético no lleva los titulares a Córdoba porque el miércoles enfrenta a River, pero vamos con la intención de ganar.






Comentarios