Desde la Secretaría de Riesgo Climático y Catástrofes se alertó sobre el actual riesgo de inicio de fuego en la provincia, cuyo índice se mantiene en el rango de muy alto/extremo.


Desde la Secretaría de Riesgo Climático y Catástrofes alertaron este miércoles que hasta el próximo viernes se mantendrá el actual riesgo de inicio de fuego en la provincia de Córdoba, cuyo índice se encuentra en el rango de Muy alto/Extremo.

El aviso señala que “debido a las condiciones meteorológicas actuales y pronosticadas para el área de cobertura y el período de alerta (el viento será intenso del sector norte con ráfagas, las temperaturas ascenderán y los valores de humedad serán bajos), se mantiene el Índice de Peligro de Incendios Forestales en rango MUY ALTO/EXTREMO por lo que se recomienda tener las previsiones correspondientes para estos casos”.

A su vez recordaron que ante emergencias se deben comunicar con: Policía 101; Bomberos 100; o el número gratuito 0-800-38346 (FUEGO).

Recomendaciones:

  • No realice quema de restos de poda, basura, rastrojo y desmalezamiento de terrenos.
  • Realice en cada predio las prácticas preventivas que estén a su alcance, tales como: Calles cortafuego Limpieza de alambrados Construcción de reservorios de agua Disponibilidad de elementos de combate (palas, chicotes, machetes, etc.) Tenga su pileta de natación, o tanque australiano llena durante todo el año, pues esta reserva de agua es indispensable en caso de incendios.
  • En ningún caso arroje fósforos encendidos en el campo, bosques o zonas arboladas, recuerde que la mayoría de los incendios se originan y ocurren a raíz de la falta de precaución.
  • En ningún caso encienda fuego debajo de los árboles, no solo por el peligro de incendios que ello implica, sino por el daño que ocasiona el calor a la planta, que es un organismo viviente.
  • Haga su fogón en lugares habilitados.
  • Tenga en cuenta que el viento puede propagar una mínima fogata ocasionando un incendio.
  • Nunca tire colillas de cigarrillos en el campo.
  • Si se inicia fuego en el pasto y mientras no haya alcanzado demasiada intensidad, apáguelo golpeando la llama con una manta o bolsa, si es posible mojada.




Comentarios