El sexagenario fue arrestado en el lugar que queda en la esquina de Tucumán y La Rioja, en la zona sur de la ciudad.


La oportuna aparición de un empleado y la rápida intervención de la policía sirvieron para poder detener a un hombre mayor de edad, que prentendía alquilar una habitación en un motel para estar con una niña de apenas 12 años. 

El sexagenario llegó al lugar que está ubicado en la esquina de las calles Tucumán y La Rioja y pidió una habitación, pero al parecer un trabajador del lugar llegó a ver a la menor y de inmediato llamó al 911, para alertar a las fuerzas de seguridad de lo que estaba ocurriendo.

Al llegar, los uniformados procedieron a aprehender al individuo de 62 años y lo trasladaron de manera inmediata a la sede de la comisaría Décima, dónde permanece alojado y a disposición de la Fiscalía de Instrucción de turno. 

También se comunicaron con los padres de la niña y se los invitó a hacer la denuncia penal en el Precinto Judicial N°2. La Justicia se encuentra investigando si existe algún parentesco entre el adulto y la niña, y cómo hizo para llevarla al motel, informó El Esquiú.






Comentarios