El secretario de Seguridad de la provincia manifestó que sacaron a la gente de manera pacífica.


En el sector sur de la capital catamarqueña se vivieron momentos de tensión duante el fin de semana, debido a que un grupo de personas organizó por whatsapp la usurpación de tierras que se encuentran desocupadas detrás del ex Hotel Sussex.

Marcos Denett, secretario de Seguridad de la provincia, se hizo eco de estos actos y defendió el accionar de las fuerzas de seguridad, que desalojaron a estas personas y quemaron los ranchos que habían levantado.

“La Policía ha actuado como corresponde. Hay gente que se aprovecha de la necesidad de la gente y agita para generar esta situación de inseguridad respecto de los inmuebles”, afirmó el funcionario.

“Si la gente tiene necesidades, tiene que ir por los organismos correspondientes. La usurpación es un delito y eso lo tienen que tener bien presente”, concluyó en diálogo con El Esquiú.






Comentarios