Un niño de un año y tres meses estaba convulsionando y ante el pedido de la mamá, los efectivos lo trasladaron al Hospital


En la tarde del domingo la policía de Carlos Paz acudió a un llamado de auxilio y trasladó a un niño hasta el Hospital Gumersindo Sayago donde el médico de guardia diagnosticó convulsión febril, dejándolo en observación, aunque informando que estaba fuera de peligro.

Estos hechos ocurrieron pasadas las 19:30 horas, en calle Perito Moreno de Carlos Paz, y fue la mamá del niño de un año y tres meses, la que detalló la convulsión del menor.






Comentarios