El primer Eclipse Solar de 2019 ayudará a estimular el potencial que cada signo necesita reforzar. La Astróloga María Fernanda Domato sintetiza y ejemplifica ciertas características a tener en cuenta.


Cientos de escritos se pueden leer a diario de lo que se conoce como ‘astrología’, ‘cartas natales’ o el tan mencionado y releído horóscopo que ni bien hojeamos cualquier diario o revista, no dejamos de chusmear incluso de reojo, qué es lo que nos depara el destino… Y si bien es cierto que mucho se dice, pocas personas tienen acceso a una correcta información de lo que realmente se trata.

Desde tiempos remotos, hablamos desde hace más de 6.000 años atrás, los denominados ‘sabios’ estudiaban y practicaban el arte de la astrología que principalmente trabajaban al servicio de los reyes, de los nobles, y de todo aquel que tomara las decisiones para el reino.

Hoy, la Astrología sigue siendo utilizada no sólo por todo aquel que lo solicite, sino también por presidentes, famosos y/o mediáticos, ya que gracias a sus herramientas manifiesta y expone las tendencias que su futuro les depara.

¿QUÉ ES LA ASTROLOGÍA?

La Astróloga y Profesora María Fernanda Domato de modo analítico y con un dinamismo propio a su estilo, nos brinda lo que para ella significa: “Es una ciencia-arte, que establece relaciones, observaciones y análisis entre lo que sucede en el cielo con las estrellas, con los planetas y las actividades del hombre en la tierra”, asegura.

Pero además, manifiesta su labor como “vigía del cielo” que lee y analiza las ubicaciones, las posiciones de los astros y que de acuerdo a su aprendizaje “funcionan como relojes indicando tiempos, posibilidades, previsiones, pronósticos (y todo), en base a la carta astral” del nativo.

¡¡¡Guuaaauuu!!! Si uno supiera su destino, ¿no? Si uno conociera lo mejor de uno para saber y animarse a explotarlo y de la mejor manera, ¿no?… Y sin miedos ni complicaciones propias… En fin, la complejidad de la mente humana no sólo se limita al contexto ambiental y al aprendizaje obtenido en todos sus aspectos, sino que el arte de la Astrología nos demuestra que cada ser nace con ciertas ‘tendencias’ que parecen estar predeterminadas en nuestro interior.

¿Confuso? Sí. Pero esta “ciencia-arte” tiene su herramienta principal: La Carta Astral. Fernanda Domato nos explica que es “un gráfico del sistema solar y de las estrellas visto desde la Tierra”, y que también posee sus tres técnicas mayormente utilizadas, que son: “Los tránsitos, la revolución solar, y las progresiones”.

ECLIPSE SOLAR: Ahora bien, ¿qué sucede en cuanto los ‘eclipses solares’? ¿También son analizados por los estudiosos de la astrología? ¿Es verdad que influyen de modo particular en la personalidad, tendencias y previsiones de cada nativo?

El primer eclipse de Sol de 2019 está previsto para el próximo 5 de Enero, a 15° del Nodo Sur bajo el signo de Capricornio. Y la astróloga Domato nos anuncia algunas de las características generales que este aspecto nos depara y que se relacionan con la “organización de empresa; con la estructura laboral; con el aprender a decir NO; con la capacidad de ordenarnos con los horarios, con el tiempo; con la capacidad de ver la realidad, de construir; y con la perseverancia”.

Astrología 2019

Pero nos explica también, que es el momento propicio para encausar un “nuevo potencial” en nuestras vidas, algo que según su aporte, veremos “realizadas dentro de seis meses”. Y agrega: “Este Eclipse Solar es una de las mejores maneras de comenzar el año. Iluminará algunas de las áreas en las que necesitamos trabajar”; y habla de “poner el pie fuerte adelante y trabajar duro para lograr el éxito a largo plazo”.

TU SIGNO, TU POTENCIAL: Entonces, ¿cuál es la tarea que cada signo deberá tomar en cuenta como “nuevo potencial”?… La respuesta está en el área cotidiana que a continuación se detalla para cada signo. Prestá atención al tuyo:

Astrología 2019

Fuente: Astr. María Fernanda Domato. Conciencia ¿Y? Ya viste cuál es el tuyo. Apuntalo y seamos conscientes del cambio que podemos generar.

Que el análisis astrológico resulte como complemento de aprendizaje y no como única manifestación de oportunidades. Porque el contexto, sus implicancias y el libre albedrío también son partícipes necesarios de esto que se llama VIDA.






Comentarios