Fue el resultado de un control médico efectuado por la organización. Además, se hizo un control antidoping y quienes den positivo no correrán más en la competencia.


El pasado fin de semana la localidad de la Cumbre abrió sus puertas a la 24° edición del Desafío Río Pinto, la carrera de mountain bike más importante de América que reúne corredores nacionales e internacionales.

En la competencia participaron 4.805 deportistas, tuvo un recorrido de 85 kilómetros y el premio mayor fue para el catamarqueño Álvaro Mecías que concluyó primero en el podio.

Pero los cuestionamientos surgieron a la hora de los controles de salud realizados antes del inicio de la competición y los de antidoping luego de conocerse el podio, que concluyeron en 17 deportistas “no aptos”.

Desafío Rio Pinto con deportistas Arroyito

¿Cuáles fueron los controles que se llevaron a cabo?

Al respecto el organizador Carlos Ontivero le manifestó a Clarín que se trata de un “control de salud que consiste en la medición del hematocrito en la sangre de los corredores, todo de acuerdo al reglamento establecido por la Unión Ciclista Internacional (UCI), el cual indica que el máximo para hombres es de 50 mientras que para las mujeres, es de 47”.

Y de acuerdo a lo establecido desde la organización, lo que se busca es “prevenir que las personas que tengan un nivel alto de su hematocrito, sufran algún inconveniente durante la carrera”, indicó Ontivero al mismo medio.

Desafío Rio Pinto con deportistas Arroyito

¿Qué provoca el exceso de hematocrito en la sangre?

Principalmente lo que indica es una anormal presencia de glóbulos rojos, lo cual aumenta la capacidad de transporte de oxígeno, facilitando la respuesta del competidor y es por este motivo que la UCI decidió llevar a cabo estos controles.

Durante los días viernes y sábado, fueron seleccionados por sorteo 153 participantes de diferentes categorías, con el fin de obtener las muestras necesarias para el estudio sanguíneo.

Resultado Resultó que de las muestras estudiadas, 17 fueron considerados “no aptos” para participar en la carrera del domingo y se les devolvió el dinero de la inscripción. Uno de ellos, fue el múltiple campeón Cristian Ranquehue que llegó a La Cumbre para defender el título.

Por otra parte, finalizada la carrera se llevaron a cabo 43 controles antidoping tanto a hombrees como a mujeres y “a quien le haya dado positivo, no va a correr nunca más el Río Pinto” aseguró Ontivero a Clarín.






Comentarios