Gran dispositivo policial para encontrar a caballo que iban a regalar a Arturo Puricelli.


Decenas de policías, vehículos y hasta un dron con cámara HD, para buscar un caballo a campo abierto, pareciera ser un operativo de película, si no fuera porque ocurrió en la zona norte de Santa Cruz y el origen del procedimiento tuvo lugar en un fallido hecho político.

Todo comenzó cuando intendentes kirchneristras de varias localidades de la provincia se pusieron de acuerdo en hacer una “vaquita” para comprar un caballo “pura sangre” (de los denominados Cuarto de Milla).

Los Jefes Comunales reunieron el dinero, encomendaron a uno de ellos para que hiciera la transacción y luego dispusieron que otro funcionario K; actualmente Juez de Paz de una de las localidades precordillerana guardara y cuidara al equino.

Vale mencionar que uno de estos animales de raza y de alto rendimiento tiene un valor de venta que varía entre los 80 mil pesos y los 200 mil, dependiendo de su estado, edad y su pedrigee.

En este caso, aunque no trascendió el monto ni el origen – tampoco se sabe si la compra se registro contablemente – se sabe que el caballo permaneció varias semanas en un campo de la localidad de Tres Lagos.

Así este grupo de intendentes amigos llevó adelante parte de la iniciativa casi secreta, teniendo en cuenta la finalidad de la compra: que sea el regalo de cumpleaños del ex gobernador, y ex Ministro de Defensa, Arturo Puricelli.

Preparativos Cercana la fecha del cumpleaños – el 8 de octubre pasado – el caballo fue trasladado desde Tres Lagos a la zona de Los Antiguos, en donde fue entregado a un reconocido histórico dirigente y ex intendente antiguense.

Los problemas comenzaron allí, ya que en la maniobra el animal sufrió una lesión y quedó con una “pezuña” lastimada. Con el “vaso herido” – extremidad de la pata – el pura sangre tenía una dificultad para trasladarse y así fue llevado a la chacra del ex jefe comunal. Allí debía permanecer hasta el fin de semana pasado, cuando el grupo de intendentes le festejaría con un gran asado el cumpleaños a Puricelli, en lo que sería no solo un evento social, sino también político.

Todo estaba listo, pero otra cosa salió mal: el caballo desapareció sin dejar huellas.

l

Desaparición

Tras la extraña e inesperada desaparición del “pura sangre”, se realizó una denuncia sobre la perdida del animal, y de inmediato comenzó la búsqueda en la zona.

Según se supo, tras un rastrillaje inicial de efectivos de la comisaría local, se convocó al GEOR (ex Grupo Especial de Operaciones Rurales) y actualmente Dirección de Operaciones Rurales.

Más allá del procedimiento policial, que culminó positivamente, lo cierto es que para el festejó no hubo “caballo regalado” y según fuentes cercanas al evento, muchos “compañeros” – sobre todo los que pusieron la plata – quedaron muy enojados por la situación.

Versión policial

Fuentes policiales, confirmaron la versión de la búsqueda y aseguraron que el equino se extravió tras permanecer en una chacra. El miércoles, mientras el diario Mas Prensa hacía averiguaciones respecto al gran despliegue para la búsqueda de un caballo, en principio se restó importancia al tema, pero luego se anunció que se daría un parte de prensa.

Las fuentes consultadas señalaron que el “pura sangre” fue ubicado cuando efectivos policiales que buscaban por la zona a caballo, motos y cuatriciclos, hallaron a dos “cuatreros” que pretendían cruzar el caballo a Chile, cruzando el río.

Al advertir la presencia policial, los dos hombres cruzaron a nado el río y pasaron al vecino país, abandonando al “pura sangre”, que luego fue rescatado.

De este modo, judicializado el caso, el Juzgado de Instrucción de Las Heras, dispuso el secuestro del caballo y que sea trasladado a la comisaría “Cabo Enrique Grippo” de Los Antiguos, donde ayer al cierre de esta edición era observado por un veterinario.






Comentarios