Se trata de un proyecto que presentó el Consejo Económico y Social de la Ciudad de Buenos Aires, que preside Matías Tombolini. 


Por unanimidad, se aprobó este jueves la ley para prevenir la violencia de género en las dependencias del Estado porteño.

La normativa alcanza a los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, a los entes descentralizados y a las empresas estatales de la Ciudad (o aquellas de las que participa mayoritariamente).

La ley fue elaborada por el Consejo Económico y Social de la Ciudad de Buenos Aires (CESBA), que preside Matías Tombolini y depende del Ministerio de Gobierno porteño. Se trata de la primera iniciativa parlamentaria que desde la creación de este organismo alcanza ese estatus normativo.

Así, cada dependencia del Estado porteño deberá redactar un protocolo que garantice los derechos de las mujeres y del colectivo LGTTTBIQ a una vida libre de violencias en ese ámbito laboral. 

“Creemos que las situaciones de violencia de género pueden darse en todos los ámbitos, entre ellos, el del trabajo, donde pasamos gran parte del día. Actualmente, venimos implementando en el CESBA un protocolo para prevenirla y queremos que esto se extienda a todas las dependencias del Estado de la Ciudad. Nos enorgullece que este proyecto, elaborado en el marco del consenso que caracteriza a nuestro organismo, se haya convertido en ley”, afirmó Tombolini.






Comentarios