La investigación se inició por la denuncia de una adolescente en Quilmes. Operaban ofreciendo falsas producciones de fotos.


Una organización que captaba a mujeres, la mayoría menores, ofreciendo falsas producciones de fotos para luego obligarlas a prostituirse, fue desbaratada por la Policía Bonaerense tras varios allanamientos realizados en la zona sur del conurbano y la Ciudad de Buenos Aires.

Según informaron fuentes policiales, dos mujeres de 41 y 21 años fueron detenidas, mientras que otras tres que ejercían la prostitución fueron liberadas. De acuerdo a la investigación, el modus operandi de la organización era captar las jóvenes en Quilmes, Florencio Varela y Berazategui.

La causa se inició a raíz de la denuncia de una menor de 15 años que fue engañada en Quilmes por un aparente productor de fotos que la citó en un edificio de la Avenida Libertador.

Allanamiento en un edificio de Avenida Libertador

“La menor fue obligada a quedarse en el privado y comenzar a ejercer la actividad prostibularia. Además sus fotos fueron publicadas en distintas páginas de ofrecimientos sexuales de gran popularidad, adulterando su identidad real, y fue obligada a mentir ante los prostituyentes”, dijo uno de los investigadores, quien agregó “que no sólo fue víctima de explotación sexual sino también de pornografía infantil y corrupción de menores”.

“Las chicas eran llevadas en autos lujosos hasta un privado de Recoleta que hacía de pantalla simulando una productora”, explicó el vocero policial.

Los allanamientos se realizaron en el departamento de la Avenida Libertador, donde se detuvo a la mujer mayor que regenteaba a las chicas, y en una casa de Ezpeleta, donde se arrestó a otra de sus responsables.

En los allanamientos se secuestraron 100 preservativos, 30 conjuntos de ropa interior del tipo lencería erótica y dinero en efectivo.






Comentarios