"Es una pena que los organizadores hayan malentendido nuestras emociones", explicó el sujeto en su cuenta de Facebook.


Un bailarín ruso que participaba de la semifinal del Mundial de Tango de Buenos Aires fue descalificado tras golpear a su esposa, quien es también su pareja de baile. El Movimiento Feminista de Tango (MFT) denunció en sus redes sociales que el participante golpeó a su compañera al bajar del escenario.

El incidente ocurrió en la semifinal del festival que se desarrolló entre el 8 y el 21 de agosto en Buenos Aires. “Luego de finalizar la ronda de la que participaban bailando, uno de los competidores dio un golpe de puño a su compañera de baile delante de varias personas“, explicaron desde el movimiento.

Y agregaron: “El jurado al enterarse de la situación descalificó a la pareja por haber incumplido con el reglamento de buena conducta y respeto“. Además, relataron que “ante el hecho de violencia, algunas compañeras se acercaron a contener a la mujer agredida. Con la clara convicción de que como sociedad no podemos invisibilizar, nunca más, las situaciones de violencia de género expresamos nuestra solidaridad con la compañera violentada”.

El comunicado publicado por el Movimiento Feminista de Tango (Foto: Facebook)

Por su parte, el bailarín ruso subió un video a Facebook dando su versión de los hechos: “Después de nuestro baile en la semifinal del Mundial de Tango, salimos del escenario y discutimos un poco porque no todo salió como queríamos, es una pena que los organizadores hayan malentendido nuestras emociones. Lamentamos mucho que esta situación nos haya llevado a la descalificación”.

Ana Zeliz, del MFT, contó a la Agencia Télam que la mujer agredida no quiso hacer la denuncia: “Si ella no quiere hacer la denuncia no se puede avanzar más, pero sí podemos visibilizar que existe este tipo de violencia y que los festivales no lo admiten”.

Desde el MFT presentaron un protocolo contra la violencia de género en las milongas, pero el bailarín ruso fue descalificado por “haber incumplido con el reglamento de buena conducta y respeto”. Para cerrar, Zeliz opinó: “Hubiese preferido una respuesta por parte de la organización en torno a que no se tolera la violencia de género, que además sirve como prevención y es lo que dice el protocolo”.





Comentarios