El efectivo de Prefectura Naval está acusado por el homcidio del joven mapuche en Villa Mascardi. Sin embargo, Casación Penal le brindó libertad bajo caución juratoria.


Los jueces de la Cámara Federal de Casación Penal rechazaron el recurso de queja de los abogados de los padres de Rafael Nahuel para revocar la excarcelación del albatros que se encuentra acusado por el homicidio agravado del joven mapuche. Los magistrados Eduardo Rafael Riggi, Juan Carlos Gemignani y Liliana Catucci no dieron lugar a un nuevo pedido de prisión preventiva contra el prefecturiano, Francisco Javier Pintos.

De acuerdo con las pericias, la muerte del mapuche ocurrida el 25 de noviembre de 2017 en Villa Mascardi, a unos 30 kilómetros de Bariloche habría sucedido por un proyectil calibre 9 milímetros que salió de un subfusil MP5 que estaría en manos de Pintos. Los abogados de los padres de Rafael son querellantes en la causa y presentaron un recurso de casación contra la resolución de la Cámara Federal de Apelaciones de Roca. Los jueces Mariano Lozano, Ricardo Barreiro y Richar Gallego ordenaron el 5 de julio pasado la excarcelación de Pintos bajo caución juratoria y el fallo se dictó el 30 de agosto pasado.

Imagen archivo. El integrante del Grupo Albatros de PNA y único acusado, Javier Pintos.

Los querellantes trataron de impugnar la decisión de libertad, pero fue rechazada el 15 del mes pasado, ya que la sentencia cuestionada no sería definitiva. Los padres de Rafael interpusieron un recurso de queja ante Casación Penal y plantearon que habría riesgos procesales como entorpecimiento en la causa o una posible fuga.

Para los abogados la decisión “no solo implica un retroceso en las políticas de Estado sobre Verdad y Justicia, sino que en tales contextos, la excarcelación es impunidad pues se favorece la posible sustracción del imputado al proceso o al entorpecimiento de la investigación”. Además resaltaron la intervención directa que “ha tenido y tiene el Ministerio de Seguridad en la presente causa”. Inclusive afirmaron que faltarían tomar declaraciones y su libertad entorpecería los testimonios.

La última foto de Rafael Nahuel. Foto: Eugenia Neme, Colectivo al Margen.

Los jueces de Casación concluyeron que la querella “carece de legitimidad” y destacaron que no logró “refutar en su queja ante esta Cámara los argumentos” del tribunal de Roca que desestimó la casación. Paralelamente, el 15 de mayo pasado fueron los mismos magistrados de Roca quienes cambiaron la carátula y procesaron a Pintos por homicidio agravado por uso de arma de fuego. 

En ese mismo fallo dispusieron prisión preventiva al imputado, antes de jubilarse, el juez federal de Bariloche Leónidas Moldes ejecutó la orden y el prefecto fue detenido a principios de junio pasado por personal de la Policía Federal en San Fernando, provincia de Buenos Aires, donde vive actualmente. Tras ser enviado al penal federal de Ezeiza y tras un mes de confinamiento, los magistrados dieron lugar a la apelación de la defensa y quedó libre.




Comentarios