La jueza declaró nulas las pruebas al considerar que no se habrían "respeto por los derechos fundamentales de la mujer".


El equipo que conduce la fiscal Betiana Cendón tiene hasta el 3 de junio para presentar un recurso de impugnación contra el fallo de la jueza de garantías Romina Martini que rechazó la formulación de cargos contra una joven sospechada de haber asesinado a su bebé recién nacido. La magistrada tomó esta decisión porque habría advertido errores por parte de la fiscalía al momento de recolectar las pruebas.

La decisión de la jueza impidió investigar el crimen de un bebé que, según la autopsia, nació y murió el 12 de mayo pasado asfixiado por ahorcamiento. Aunque también tenía diez heridas de arma blanca. Fuentes cercanas al caso explicaron que la fiscalía insistirá en la impugnación para poder habilitar la investigación y esclarecer la muerte del recién nacido. Además adelantaron que un juez del fuero local revisará la resolución de Martini.

Uno de los ejes centrales de la impugnación del fallo será el análisis del tribunal respecto al alcance de la perspectiva de género que la magistrada priorizó por encima de la investigación judicial. Para el Ministerio Público Fiscal entienden que Martini valoró únicamente los planteos de la defensa de la joven y no tuvo en cuenta los argumentos de la fiscalía.

Por otra parte, la jueza cuestionó y anuló la recolección de pruebas que Cendón y su equipo realizó a partir de que tomaron conocimiento de que habría un bebé en riesgo. Para Martini, la fiscalía violó garantías constitucionales al allanar el domicilio de la joven sin una orden judicial correspondiente. Desde la fiscalía argumentaron que la inspección fue autorizada por el titular de la vivienda y buscaban con urgencia a un niño.

Además declaró nulo los dichos de la joven que mientras estaba internada en el hospital Ramón Carrillo, le indicó a un agente policial dónde estaba el cadáver del chico. “Considero que ante la urgencia por hallar al bebé la investigación no pudo ver ni considerar el respeto por los derechos fundamentales de la mujer que se había visto obligada, por su propio estado de salud, a exponerse a la criminalización”, sostuvo Martini en el fallo que dictó el viernes pasado. Según publicó Río Negro.




Comentarios