Durante una pelea, un hombre y una mujer se provocaron heridas, que incluyó golpes y el uso de una botella rota como elemento cortante. Ambos fueron aprehendidos.

Se trata de Andrea Soledad Correa (38) y Alejandro Ariel Gali (46).

Fuentes oficiales indicaron que por un llamado de emergencias sobre un conflicto familiar, un móvil del Comando de Patrullas se presentó en un domicilio de Canning al 2.200 del barrio Saladero de Ingeniero White.

Ante los efectivos, Correa y Gali admitieron que habían mantenido una discusión violenta, en la que se habían agredido físicamente. La mujer tenía lesiones visibles en la cara y el cuello, mientras que el hombre presentaba escoriaciones en los brazos y el abdomen, además este último agregó que esas lesiones cortantes se las había provocado la mujer con una botella de vino rota.

Intervino la Fiscalía Nº15.