Tiene 16 años y se presentó en la comisaría para reconocer que asesinó a puñaladas a Alberto Aníbal López.


Una adolescente de 16 años confesó haber asesinado a puñaladas al presunto abusador de ella y de su madre. El hecho se produjo la semana pasada en Caseros al 3.300, donde la policía encontró muerto a Alberto Aníbal López, de 72 años.

La chica se presentó ayer, junto a su madre, en la Comisaría Cuarta, donde confesó el crimen consumado. Según el relato de la menor, López, que manejaba un remís trucho, había manoseado a su madre cuando iban junto a su tía y hermanos a la cárcel de Saavedra, para visitar a su padre preso, que cumple condena de prisión por robo agravado por el uso de arma de fuego y tentativa de homicidio.

Lopez tiene dos causas por exhibiciones obscenas (2012 y 2014)

Continuando en su declaración, la chica fue luego hasta la casa del hombre de 72 años para repudiarlo por lo que había hecho, y según detalla, López intentó abusar de ella y por eso le dio 3 puñaladas.

El fiscal de homicidios, Jorge Viego, girará la causa a la justicia de Responsabilidad Penal Juvenil según trascendió.

EL CASO
El jueves 13, alrededor de las 7:30, López fue hallado muerto en el interior de su casa, estaba tendido en el baño y con heridas en distintas partes de su cuerpo. La hija de la ex pareja del hombre llamó al 911.

López había estado preso dos veces en 2012 y una vez en 2014 por exhibiciones obscenas.
Por su parte Roxana López, la sobrina de Alberto Aníbal López, habló de la inocencia de su tío y que le habían advertido que se cuidara, cuando comenzó a trabajar en el Remís trucho.

La situación procesal de la chica de 16 años, se podría agravar o atenuar, si se confirma que el asesinato fue planificado o espontáneo, en función de un acto en defensa.

La investigación del caso, por la edad de la acusada, quedará en manos de la fiscal Betina Úngaro, del fuero de Responsabilidad Penal Juvenil.






Comentarios