El Real Madrid certificó en el Alfredo di Stéfano frente al Borussia Mönchengladbach (2-0) su presencia en los octavos de final de la Champions League, como primero de grupo, en una ‘final’ que venció con tranquilidad gracias a un doblete del francés Karim Benzema con sendos tantos de cabeza en los minutos 8 y 32.

Los hombres de Zinedine Zidane llevaron la iniciativa desde el comienzo, inauguraron el marcador pronto y vivieron el partido con tranquilidad. Dos goles en jugadas calcadas. Primero el español Lucas Vázquez y luego el brasileño Rodrygo Goes pusieron centros medidos a Benzema para que este superara al suizo Yan Sommer a placer.

En el minuto 43, el árbitro anuló un gol al croata Luka Modric por fuera de juego previo del francés Raphael Varane. El Mönchengladbach no pudo ejecutar como le hubiese gustado su plan de aprovechar los espacios a la espalda de la defensa madridista y estuvo sometido al dominio de estos que, a pesar del intento de reacción en la segunda mitad, quedó en la nada.

El Borussia Mönchengladbach, por su parte, se clasificó a los octavos pese a perder. El equipo alemán se benefició del empate 0-0 entre el Inter de Milán y el Shakhtar Donetsk para acabar en segunda posición del grupo B y conseguir el billete a octavos junto al Real Madrid.

El doblete de Karim Benzema

Noticia en desarrollo