El capitán de Boca hizo una destacable propuesta con el objetivo de cuidar la seguridad de los arqueros.


Durante el sorteo realizado por el árbitro del superclásico en la previa del River-Boca en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid, Pablo Pérez le hizo un llamativo -pero válido- pedido a Leo Ponzio.

El capitán de Boca propuso que cada equipo comience el segundo tiempo del lado de su hinchada, para de esa manera garantizar la seguridad de los arqueros. Mirá:






Comentarios