Adela es una abuela y bisabuela que cumplió su sueño mucho tiempo después.


Adela Durán tiene 90 años, 10 hijos, 36 nietos y 36 bisnietos, pero lo que nunca tuvo fue una fiesta de 15 años. Por eso, para su último cumpleaños su familia le cumplió el sueño.

Adela entró al salón con música romántica y un enorme vestido, bailó el valls y cortó la torta como un quinceañera.

Su nieta fue la encargada de contar su historia, que se viralizó rápidamente.

Me siento estupenda porque pude cumplir un sueño que tenía pendiente. Me siento muy mimada”, contó Adela.






Comentarios