Se trata de un proyecto de industrialización que le permitirá a la empresa exportar hasta el 5% de su producción actual.


La empresa YPF anunció este miércoles un acuerdo con la empresa belga Exmar para contratar por los próximos 10 años una barcaza que le pemitirá exportar Gas Natural Licuado (GNL) a partir de 2019, lo que posicionará a la Argentina en un grupo de pocos países comercializadores de ese producto.

Así lo anunciaron el presidente de YPF, Miguel Gutiérrez; el CEO Daniel González, y el vicepresidente ejecutivo de Gas y Energía, Marcos Browne, junto a los directivos de la firma Exmar encabezados por el CEO Nicolas Saverys, en un encuentro realizado en la sede de la compañía argentina en Puerto Madero.

Se trata de un proyecto de industrialización que le permitirá a la empresa exportar hasta el 5% de su producción actual, estimada entre 40 y 45 millones de metros cúbicos diarios, hasta que logre avanzar en su megaproyecto de construcción de una planta de licuefacción en tierra.

Loma Campana, Vaca Muerta. (REUTERS/Juliana Castilla)

“Con este proyecto podemos agregar valor al recurso extraído de Vaca Muerta, y aprovechar al máximo la compatibilidad estacional con los mercados del hemisferio norte”, dijo Gutiérrez al precisar que el enfoque a los distintos mercados incluye Asia, Europa y mercados regionales.

Argentina podría duplicar su producción pero necesita nuevas fuentes de demanda, y ésta es la mejor forma de hacerlo exportando gas natural en forma de gas licuado“, aseveró el CEO de la compañía.

La monetización de las extensas reservas de gas natural permitirá generar ingresos por más de US$200 millones por año, “lo que representa el 10% de las exportaciones totales de combustibles y energía y supera las exportaciones de arroz, miel y cueros”, se explicó desde la compañía en un encuentro con la prensa.

(Archivo)

La barcaza tendrá un contrato de exclusividad con YPF para operar durante los próximos 10 años para licuar gas natural en la zona de Bahía Blanca, en la misma zona marítima hasta donde hace semanas se encontraba el barco regasificador.

Y entre las posibilidades que abre su presencia en el país, se destacó que además de las exportaciones el GNL producido se podrá transportar a la Terminal de GNL de Escobar y ser utilizado para sustituir importaciones de dicho producto, con impacto positivo para la cuentas nacionales.

La barcaza, que a su arribo será bautizada con el nombre Tango FLNG, tiene una capacidad para licuar 2,5 millones de metros cúbicos por día, y un equivalente de 500.000 toneladas de GNL al año, lo que se estima es el equivalente al consumo de 1 año de un millón de hogares.

Browne, por su parte, explicó que la operatoria consistirá en “colocar alrededor de ocho buques metaneros por año, a través del mercado spot que representa el 40% del GNL que se comercializa mundialmente, con una complementariedad muy importante con la demanda de los 40 principales importadores”.

De acuerdo a las previsiones operativas, “a mediados de febrero la barcaza estará en condiciones de iniciar las operaciones de adecuación y los ejercicios de puesta en marcha para comenzar a producir entre mayo y los primeros días del invierno argentino”.






Comentarios