El seleccionado nacional le quitó el invicto al último campeón del mundo en un intenso encuentro que se cerró en tie break.


En el primer duelo de la segunda fase del Campeonato Mundial de Vóley que se disputa en Italia y Bulgaria, el seleccionado argentino logró un impresionante triunfo frente al defensor del título, Polonia.

Por el Grupo H, los dirigidos por Julio Velasco cayeron 3-2, con parciales de 16-25, 25-17, 25-23, 23-25 y 16-14. El próximo encuentro para la albiceleste será este sábado desde las 11, frente a Serbia.

(Foto: FIVB)

El equipo polaco dominó desde el inicio, mostrando superioridad desde el saque y con contundencia en ofensiva. También fue muy superior en bloqueo, neutralizando los inefectivos ataques argentinos. De esta manera, los europeos se llevaron el primer set por 25-16.

Con una gran mejoría en su nivel, Argentina logró mayor paridad en el segundo parcial. El ingreso de Luciano De Cecco fue fundamental para que los de Velasco pasen al frente, y se queden con el parcial por 25-17, igualando el encuentro en 1.

Argentina salió con el mismo nivel a jugar el tercer chico. Con el aporte de José Luis González, el conjunto albiceleste estuvo en ventaja hasta la mitad del parcial, cuando Argentina sufrió la lesión de Tomás López. Tras unos momentos de paridad, los de Velasco recuperaron la distancia con un encendido Cristian Poglajen, y dieron vuelta la historia ganando 25-23.

El partido mantuvo el mismo ritmo en el cuarto set, muy parejo pero con Argentina dominando las acciones. Sin embargo, Polonia reaccionó en el final del parcial y se lo terminó llevando por 23-25.

​En el tie break, Argentina se puso rápidamente en ventaja pero los europeos lo igualaron en 7, aunque los de Velasco llegaron ganando al cambio de lado y se pusieron dos tantos arriba sobre el final. Una serie de fallos arbitrales en favor de Polonia generaron polémica y el enojo de los albicelestes, que de todos modos lograron cerrarlo 16-14 y 3-2, luego de tres match ball en contra.






Comentarios