El exfuncionario defendió a la expresidente y aseguró que ella no es una ladrona. También criticó a Norberto Oyarbide y al gobierno de Macri.


El exjefe de Gabinete, Alberto Fernández, defendió a la expresidenta Cristina Kirchner en la causa de los cuadernos. “Yo detesto la soberbia de Cristina pero se que ella no es una ladrona“, dijo el exfuncionario. 

Por su parte, apuntó contra Oscar Centeno y dijo: “Hay que tener en cuenta que el chofer Centeno es un exmilitar que fue capaz de arrojarle una granada a un compañero porque le hacía bullying”. Además, criticó al exjuez federal Norberto Oyarbide. “Es una vergüenza para la Justicia argentina. Nunce debería haber sido juez“, comentó. 

El kirchnerista reconoció que “hay un problema en cómo se financia la política” en el país y afirmó que “muchos empresarios aportan en negro porque temen después las consecuencias”.

Sin embargo, considera que este escándalo no afecta a la imagen de la actual senadora y que podría competir por la presidencial en las próximas elecciones. “Las primeras encuestas parecen decir que a Cristina toda esta causa de los cuadernos no le está haciendo mella”, agregó.

Con respecto a lo que opina de la gestión Macri dijo: “Hoy nadie abrazaría al Gobierno porque es como abrazarse a alguien que se está tirando del décimo piso. No van a conseguir peronistas de envergadura para este proceso”, concluyó. 






Comentarios