El presidente de Venezuela salió al cruce luego de que Argentina y cinco países más se alejaran del organismo. 


Al pedido del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de que la Unasur “debe ser defendida”, se sumaron este sábado Ecuador, que apeló al diálogo para mantener la unidad del bloque, y Uruguay, que aseguró que no piensa abandonarlo.

Ayer, seis países, entre ellos la Argentina, anunciaron que suspenderán su participación hasta que se resuelva, entre otros temas, la designación del secretario general.

“Unasur ha tenido problemas últimamente. Yo aspiro que los líderes de la derecha que gobiernan América del Sur tengan un poquitico de conciencia sudamericana“, expresó Maduro en una conferencia que brindó antes de viajar a Cuba para reunirse allí con el nuevo mandatario, Miguel Díaz-Canel.

El jefe de Estado bolivariano advirtió que “si algún gobierno de derecha trata de meterle una puñalada (a Unasur) para desangrarla, los movimientos sociales y los revolucionarios de América del Sur” defenderán al acuerdo.

Maduro especuló con que esa decisión pueda deberse a la “presión” del gobierno de los Estados Unidos para destruir el organismo. “Unasur merece ser defendida”, insistió.

Por su parte Ecuador, país que alberga la sede del organismo regional, afirmó en un comunicado de su Cancillería su “total apoyo al proceso de integración de la Unasur, cuya vigencia es evidente por el trabajo regular de los consejos, grupos de trabajo y otras instancias” y destacó el “significativo número de logros alcanzados desde la fundación”:




Comentarios