El serbio de 27 años deslumbra a sus colegas top del ranking ATP con trucos que nunca imaginaste. ¡Conocelo acá!


A él no le hace falta ganar torneos Grand Slam, Masters 1000 o defender a su país en la Copa Davis, porque con su talento ya maravilla al mundo. 

¿De quién hablamos? Ni más ni menos que de Stefan Bojic, el “tenista mago” de Serbia que con 27 años deslumbra gracias a sus trucos.

A raíz a los videos que sube en distintas redes sociales y el crecimiento de su popularidad en el último tiempo, se dio el gustazo de mostrar parte de su repertorio durante una exhibición este año en la previa del ATP 250 de Marsella, Francia.

En 2015 fue su compatriota Novak Djokovic, por el momento fuera de las canchas a raíz de una lesión, quien quedó perplejo ante la calidad de Bojic con la raqueta. Sin emitir palabra alguna, “Nole” solo atinó a tirar su raqueta y la pelota que tenía en sus manos, darle un abrazo de reverencia al artista del tenis y concluir el video con un aplauso cerrado

“Pense que podría manejar la raqueta muy bien… hasta que me encontré con Stefan Bojic, el artista del tenis”, reconoció la rusa Maria Sharapova luego de conocer al freestyler serbio.

El británico Andy Murray, también en plena recuperación de una lesión, también tuvo la oportunidad de conocer a Bojic días antes de disputar Wimbledon 2015 y fue sorprendido por el arte con la raqueta de su colega. 

“A quien le guste el freestyle deportivo, conozca a Stefan Bojic. Hoy estuve con él y algunos de sus trucos son un poco atrevidos”, reconoció el número 30 del mundo. 

Pese a su jerarquía, Bojic sabe reconocer el talento en otros tenistas y antes de que Argentina y Chile disputen la serie por la primera fase de la Zona Americana de la Davis destacó a Diego Schwartzman como el mejor freestyler del circuito: “El mejor freestyler de todos los tenistas y el mejor tenista de todos los freestylers”.

Bojic recorre el mundo con su raqueta y acapara las miradas de los más destacados tenistas de ayer y hoy, pero siempre tendrá la materia pendiente de jugar un encuentro oficial. ¿Se le dará la chance?




Comentarios