Los padres de la niña regalaron los elementos a los guardavidas del lugar.

  • Publicado por Redacción de Vía País

Los padres de Emma, la nena que murió tras el desmoronamiento de un acantilado en Mar del Plata, decidieron donar aerosoles y palas para señalizar la zona de peligro en la playa Las Delicias.

La familia de la nena tuvo la idea de obsequiar los elementos a los guardavidas de la playa municipal Las Delicias, del barrio de Camet, según consiguió Clarín.

“Peligro”. “No pasar”. “Peligro de derrumbe”, son algunas de las inscripciones que los guardavidas , hicieron con aerosol en las paredes de tierra de los acantilados. 

“La idea la tuvo mi cuñado y nos pareció una buena vía para darle una mano a los guardavidas, que no tienen medios para estar previniendo estas cosas. El municipio no pone carteles y el guardavidas no tiene manera de avisar sobre posibles derrumbes a toda la gente que va a la playa mientras vigila el mar”, afirmó Javier Perazzo, el papá de Emma, al mismo medio.

Actualmente en el lugar hay  dos carteles que colocó Defensa Civil -uno en cada bajada pública a la arena- que advierten sobre el riesgo de derrumbe de los acantilados.

En una recorrida que relizó Clarín por las playas públicas acantiladas del norte y el sur marplatense, “comprobó que no había carteles colocados allí por la municipalidad”.





Comentarios