El pequeño se salvó gracias al aviso del hombre que estaba filmando la escena con su drone.


Una escena escalofriante fue captada por un drone en una playa de las Bahamas. Se vivieron instantes de tensión cuando un nene fue acechado por cuatro tiburones.

El pequeño se metió al mar para nadar muy tranquilo en las cristalinas aguas del Caribe, lo que alertó a cuatro tiburones que merodeaban cerca de la orilla.

Fue el dueño del drone que sobrevolaba la zona el que advirtió al nene con un grito para que salga corriendo del agua. Afortunadamene, salió ileso.

Mirá el escalofriante video:




Comentarios