Creer, querer y practicar. Así de sencillo y de complejo es el cerebro. En cualquier deporte de alto rendimiento, se sabe, pero pocas veces hemos visto a un plantel de Los Pumas en "la zona".

.

Pocos fueron los privilegiados que pudieron convivir con el plantel en éstos más de 400 días sin rugby, para ver qué estaban haciendo y cómo se estaban preparando para éste torneo. Un torneo que, a priori, parecía ser de Nueva Zelanda, pero no. Los Pumas tenían una montaña por delante, dijimos en alguna oportunidad. Pues bien, definitivamente se pusieron el traje de Sherpas y empezaron a escalar, convencidos de que podían lograrlo.

El rugby es un deporte de equipo, sí, pero ningún equipo es tal sin que cada individuo, desde su rol, aporte lo suyo. Hoy Los Pumas dominaron a los All Blacks en la batalla del 1 vs. 1. Una batalla que parece fácil, pero que no lo es, sobre todo cuando crees que la persona delante tuyo, es mejor que vos. Sin dudas, Nueva Zelanda sigue siendo el equipo más ganador de la historia del rugby mundial, pero hoy, Los Pumas, fueron mejores porque se creyeron mejores.

.

La semana que viene será Australia. A los jugadores: Disfruten, sabiendo que el lunes, el foco vuelve a ponerse puertas para adentro, para seguir construyendo la historia.

.